lunes, 1 de diciembre de 2014

Emprender camino hacia tus sueños

Hace apenas dos semanas, a través del programa Planea Emprendedores (un programa liderado por la Fundación Caja Burgos con el fin de potenciar la iniciativa emprendedora en niños y jóvenes), Francisco Alcaide y yo tuvimos un encuentro con profesores/as que desarrollan este programa en su Colegio o Instituto.
 
Os cuento esto porque cuando Francisco me pidió que le presentase e hiciese la introducción de este encuentro, os confieso que me vino un escalofrío por dentro, en ese momento pensé: cómo voy a hablar yo de emprendimiento ¡si yo no soy emprendedora! Es más, yo he tenido varios intentos de emprender, de poner en marcha proyectos y después de un tiempo, he sido yo quien se ha echado atrás..en más de una ocasión he pensado que no soy valiente, ni emprendedora...

Y pararme (qué importante parar...) para pensar cómo hacer esto que me pedía Francisco, hablar con él y entablar conversaciones "significativas", reflexionar sobre cual ha sido mi camino hasta ahora, me ha permitido reconocer que estaba equivocada, yo sí soy una personas emprendedora. Y tengo el convencimiento de que vosotros, todos, somos personas emprendedoras.
 
- Y es que emprender es mucho más que montar un negocio. Emprender es una actitud de vida. Es tener una idea, más que una idea, es tener un sueño, e ir a por él. Es el impulso y la actitud que hace que pasemos del creer al crear. Lo que hace que pasemos a la acción para alcanzar nuestros sueños. Es esa capacidad de ponernos en marcha y crear. Viendo una película de esas típicas de los domingos por la tarde, un niño que soñaba con ser jugador de baloncesto tiró a canasta en el último segundo del partido. Esos dos puntos eran esenciales para ganar el partido, pero el niño falló. El entrenador habló con él y le dijo: ¿sabes por qué no has encestado? porque ese tiro no iba lanzado desde el corazón. Cuando vives tu sueño con pasión, cuando lo que haces sale del corazón, el tiro entra. Y si no entra, da igual, porque lo volverás a intentar con la misma fuerza, porque crees en ello y sale de lo más profundo de tu ser. Porque tiene un sentido de Contribución que es innato al emprendimiento, contribuir en este mundo con eso que tú eres, en lo que tu crees, con tu sueño.
 
Y sí, yo he vivido esta sensación. He sacado adelante proyectos que me han entusiasmado y daba igual que estuviese en un trabajo por cuenta ajena o fuesen proyectos propios, he creído en ellos y eso ha sido la fuerza que, pese a que a veces te dan ganas de tirar la toalla, de pensar "hasta aquí, esto no compensa", me ha impulsado a seguir. Porque en esos momentos me enfocaba en el para qué, es ese propósito que estaba por encima de los problemas y dificultades y después de una noche de dudas, el día amanece con la misma fuerza y determinación. Sigo adelante.
 
- Qué importante tener personas cerca, que de vez en cuando nos alumbren o nos acompañen a mirar a donde nosotros, enfocados en lo que va mal, en lo que no hemos conseguido, se nos ha olvidado mirar. Nos enganchamos en las decepciones, en los errores, en lo que no nos gusta y dejamos de dar valor, incluso olvidamos nuestros logros, que si miras, son muchos. ¿Te has parado a pensar en ello? cuántos pasos importantes has dado ya en tu vida: cuántas decisiones valientes has tomado, cuales han sido tus logros en el trabajo, qué tesoros en forma de amistad, amor, compañeros, están hoy en tu vida (y si están es porque tú haces algo por mantenerlo, esto es la ley del dar y recibir y tiene que haber un equilibrio para que se dé una relación sana y justa), cuántas veces has buscado soluciones creativas y las has puesto en marcha para solucionar un problema...Esto es emprender!
 
Como padres y profesores, tenemos una tarea preciosa también: acompañar a nuestros hijos a ser emprendedores, a buscar sus recursos, sus tesoros (y los tienen dentro, ya están en ellos) y ante todo sus sueños. Y serán sueños acordes con su mundo, que no es el tuyo ni el mío, es el suyo y hay que saber darle el valor que para ellos tiene. Y hay que valorar sus logros (por pequeños o insignificantes que a tí te parezcan, son los suyos y los han logrado porque viven en su mundo).
 
- Las personas emprendedoras también sienten miedo (no son personas héroes, como dice Francisco, dentro de cada uno de nosotros convive un ganador y un perdedor, la clave está en saber a quién alimentas), rabia, tristeza por los errores cometidos, pero salen reforzados porque su actitud es siempre de aprendizaje y crecimiento. Y cuando no saben como gestionar esto, buscan personas en las que apoyarse, para seguir.
- Que nuestro ejemplo (porque tú y yo somos emprendedores, lo sé, somos buscadores de recursos que hacen que sigamos caminando hacia nuestro sueño) sirva para acompañar a otros a lograr sus sueños. Que no salga de nuestra boca la palabra imposible, porque todos los avances de este mundo partieron de alguien que se atrevió a desafiar imposibles...Dice Francisco que para conseguir algo tiene que haber un deseo ardiente por conseguirlo y después esfuerzo y constancia para lograrlo. Si esto falla, no avanzamos, pero si existe...quién somos nosotros para despertar sueños!
 
- Y ante todo, disfruta del camino. Sólo desde ahi, desde esa capacidad para disfrutar, podrás emprender rumbo a tus sueños. Desde ahí el esfuerzo será constancia, la determinación un camino marcado y claro, las dudas darán paso al discernimiento y todo tendrá sentido. Porque en el camino hacia tus sueños, te estarás transformando en la persona que quieres ser, que ya eres. Extraordinaria y única.

7 comentarios:

  1. Gracias por compartir la semilla de lo que es emprender, y ser emprendedor!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De esto tu sabes mucho Oscar, eres un gran emprendedor. Un abrazo

      Eliminar
  2. Un post emotivo e inspirardor Julia. Emprender no tiene por qué asociarse a un proyecto económico. Hay otras formas de emprender, un cambio en tu vida, otra forma de hacer las cosas, valorar el tiempo y las personas que nos importan, etc. Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estoy contio Miguel Angel! Todo depende de cómo se enfoque y desde dónde se mire. Sobre todo enfocado a los niños, los jóvenes, emprender puede verse como una obligación, una carga, o como tú dices, una actitud de vida, desde la proactividad, los valores, la creatividad. Gracias por tu comentario!

      Eliminar
  3. Creo que os gustaría http://Emprendekids.com

    ResponderEliminar